¿Tiene 18 años de edad o más?

Utilizamos cookies para asegurar que obtenga la mejor experiencia posible en nuestro
sitio web. Su información no será vendida o utilizidada para otros fines. Si es mayor de
18 años y decide visitar nuestro sitio web, usted está de acuerdo con el uso de cookies
como se describió anteriormente.

Para visitar nuestra tienda online hay que confirmar que tiene al menos 18 años de edad. 


Sí, tengo 18 años de edad o más. NO, soy menor de 18 años
Múltiples Opciones de Pago   Envío Rápido y Discreto   Soporte de Chat de Lunes a Viernes de 10:00 a 16:00
Siempre a Precios Competitivos

Soporte de Chat de Lunes a Viernes de 10:00 a 16:00

LA PEREGRINACIÓN DEL PEYOTE DE LOS INDIOS HUICHOLES

El pueblo huichol es una de las comunidades indígenas más antiguas de México. Los indios huicholes viven en el oeste central del país, en la Sierra Madre Occidental, y son particularmente conocidos por los rituales y ceremonias del Peyote. Viven en lugares agrestes de difícil acceso y, por lo tanto, apenas son influenciados por el mundo occidental. Costumbres y tradiciones centenarias siguen formando parte de la vida de los indios huicholes en la actualidad. En este blog nos gustaría explicar quiénes son los indios huicholes y qué papel juega el Peyote, un cactus de Mescalina, en sus vidas.

¿Quiénes son los indios huicholes?

Los indígenas huicholes se llaman a sí mismos wixárika que en su lengua significa "la gente". El mundo occidental y sus puntos de vista y creencias nunca han tenido mucho control sobre los indios huicholes hasta el día de hoy. Han sobrevivido a siglos de cambios sociales en México. La creencia del pueblo huichol es muy antigua e incluye dioses compuestos por fenómenos naturales personalizados. Se ganan la vida trabajando en plantaciones en la costa de México y vendiendo artefactos

¿Quieres saber más sobre el pueblo huichol de México? Mira este vídeo de YouTube:

https://youtu.be/7Bb_YC8pmCI

El cactus de Mescalina Peyote

El pueblo huichol es reconocido por haber conservado su identidad espiritual y por continuar practicando sus tradiciones culturales y religiosas desde hace muchos siglos. La tradición más fascinante y, por lo tanto, más conocida de los indios huicholes es la del cactus Peyote (Lophophora williamsii). El Peyote es un cactus mágico sin espinas, que contiene la potente sustancia psicoactiva Mescalina. El Peyote es origenario del desierto del norte de México y sur de Estados Unidos. Es una planta pequeña que crece en forma esférica. El Peyote crece en climas desérticos, donde hace mucho calor. Como otros cactus, almacena agua en el tronco. Para el almacenamiento de la poca agua que puede obtener el Peyote, su forma convexa es muy eficaz. El cactus es fácil de reconocer por su pequeño tamaño (generalmente no más alta de 15 cm), forma de botón y un color verde azulado. Crece muy lentamente y tarda unos años en alcanzar su floración. Las pequeñas flores del Peyote son de color rosa pálido.

Peregrinación del Peyote

A pesar de que el Peyote juega un papel muy importante en la vida de los huicholes, este pequeño cactus no crece cerca de donde ellos viven. El suelo y el clima donde vive el pueblo huichol no es apto para el crecimiento del cactus. Por eso, cada año los huicholes realizan una peregrinaje al desierto de San Luis Potosí, una zona que consideran sagrada. Este desierto está a unos 500 kilómetros de distancia. Los huicholes solían hacerlo a pie. Hoy caminan la primera parte y luego continúan su camino con un autobús o camión. En el camino, se detienen en lugares sagrados para ofrecer sacrificios.



Tradiciones durante la peregrinación del Peyote

La peregrinación del Peyote consiste únicamente de hombres huicholes a quienes no se les permite lavarse durante todo el viaje. Los peyoteros confiesan sus pecados carnales públicamente, ante el fuego, haciendo un nudo en una cuerda por cada falta, que queman para purificarse. Además, no deben usar sal y solo consumen una pequeña cantidad de comida y bebida. En realidad, es una especie de período de ayuno. Las mujeres que se quedaron en casa también se adhieren a estas costumbres durante ese período. Una vez que los hombres huicholes hayan llegado al desierto de San Luis Potosí, tendrán que buscar, con el estómago hambriento, el cactus mágico de Mescalina. El cactus es de color verde azulado, pero tiene el color de la tierra debido al continuo soplido de la arena del desierto. Debido a este buen camuflaje, encontrar un Peyote sigue siendo toda una tarea.

Recoger los cactus Peyote

Cuando un peregrino encuentra su primer Peyote, a menudo lo come fresco de inmediato, para entrar en trance y ponerse en contacto con los dioses. Luego continúa su búsqueda. El sabor muy amargo no necesariamente hace que sea divertido comerlo fresco. A pesar de estar bajo la influencia de la Mescalina, el potente ingrediente psicoactivo del Peyote, los peregrinos suelen lograr recolectar unos 15 kilos de Peyote en dos días. Se espera que todos los hombres del pueblo huichol se unan a la peregrinación al menos una vez en su vida.

El consumo y los efectos del Peyote

La porción de la cosecha de Peyote que no se come durante la peregrinación, los peregrinos se la llevan a casa. Cuando regresan los peregrinos, ¡es hora de fiesta! El festival dura unos tres días y durante este tiempo todo el mundo puede comer el cactus, incluidos los niños. El Peyote contiene cerca de 50 alcaloides. Uno de esos alcaloides es la Mescalina, un alucinógeno muy potente que produce alteraciones en la conciencia y en la percepción, sobre todo a nivel visual. A dosis bajas, puedes experimentar efectos visuales y desaparecen las sensaciones de hambre y sed. Con una dosis más alta de cactus de Mescalina, puedes experimentar un verdadero viaje espiritual. Muchos usuarios experimentan alucinaciones con figuras geométricas y visiones realistas.

Ingerir el cactus Peyote tiene como objetivo la autorrealización espiritual y puede proporcionar ideas fascinantes, inspiradoras pero que también pueden ser muy confrontadas. Además, el sabor amargo puede provocar molestias físicas como náuseas, vómitos y diarrea. Esto es completamente normal y se considera una parte importante del ritual de purificación.



(Arte Huichol)

El cactus Peyote como medicina

Los restos del Peyote son conservados y consumidos durante las ceremonias de las épocas de siembra, cosecha y caza del venado. Los huicholes también sacrifican una porción a los dioses en aras de una buena cosecha. Finalmente, el Peyote es utilizado en diversas formas por los curanderos para combatir diversas dolencias, como mordeduras de serpientes y escorpiones, infecciones, reumatismo y enfermedades mentales. El cactus mágico tiene un fuerte efecto antibacteriano e incluso puede matar bacterias resistentes a las penicilinas.

El uso del cactus mágico se remonta muchos siglos atrás y todavía se usa ampliamente en rituales y ceremonias en la actualidad. En nuestra tienda Smartshop puedes comprar este pequeño, pero poderoso cactus o comprar semillas de Peyote para cultivarlo tu mismo. Ten en cuenta que el uso de Mescalina no es adecuado para una relajada velada en compañia de unos amigos. Debido a sus intensos efectos psicoactivos, se recomienda encarecidamente verlo como un ritual de purificación para el cuerpo y la mente. Los intensos efectos físicos y mentales pueden ser fascinantes, pero también confrontantes. La Mescalina es una sustancia psicoactiva extremadamente potente. Por lo tanto, se suele consumir principalmente durante rituales (sagrados) de purificación y bajo la guía profesional de un chamán experimentado. El chamán guía al usuario a través de los inconvenientes del viaje y luego le lleva de la mano durante el viaje epiritual que posiblemente cambie su vida. Por lo tanto, ¡ve siempre acompañado por un cuidador de viaje! Un cuidador de viaje (trip sitter, en inglés) es una persona sobria y experimentada en quien confíes plenamente. Algunas personas no soportan los efectos visuales o el cambio en la percepción de la realidad. Un cuidador de viaje puede encauzar estas situaciones y actuar como soporte emocional, si fuese necesario.